lunes, 1 de abril de 2019

De vuelta de Granada. Presentación utilizada en las Jornadas, y alguna cosa más.


Yo pensaba subir simplemente la presentación al final de la entrada anterior. 

Pero no, tenía antes que decir algo de mi experiencia allí con lo mejor de la profesión: con esos y esas colegas que, además de trabajar bien sus propias materias y áreas de conocimiento, dan un paso más y se "pringan" en todas esas actividades que enredan y hacen que fluya la vida cultural (y la otra) de  todos los centros: las salidas al medio, los viajes de estudios, la revista, el teatro, las exposiciones de los pasillos, los conciertos,... y la BIBLIOTECA.

De ahí las gracias que les di por el privilegio de compartir con ellos mis reflexiones sobre la escuela, la educación mediática y las bibliotecas escolares, así como el papel al que estas están llamadas en el tránsito necesario a la educación que exige la ciudadanía en este "Siglo de la Gran Prueba", en palabras de Jorge Riechmann.

Después, con las intervenciones de Juan Mata, Andrea VillarrubiaAna Garralón y Loli Olmos, me fui empequeñeciendo, emocionado por su sabiduría y ese amor a la educación y a los libros que transmitían en sus palabras.

He vuelto cargado de ideas y proyectos ilusionantes, se ha reafirmado mi convicción en las posibilidades emancipatorias de la escuela y los libros, mucho más allá de la mera reproducción social e ideológica.

Y he vuelto a sentir que no estoy solo, que somos una inmensa minoría los que creemos en todo esto. Como para no estar agradecido por el privilegio de acompañarles.

Cuando pregunté a algunas de las asistentes por la dinámica de las bibliotecas escolares en otras provincias de la Comunidad Andaluza, todas coincidieron en señalar y subrayar el entusiasmo, la entrega y la pasión que pone Loli Olmos para hacer que las bibliotecas escolares de Granada estén a la vanguardia de la acción y la innovación.

También de eso puedo dar fe por su cálido acogimiento, dentro y fuera de las Jornadas.

Como para no escribir esta entrada.


IMPORTANCIA DE LA MIRADA Y EL PUNTO DE VISTA.

Como les comenté en mi intervención, soy de los que piensan como Balzac que la vida está en los márgenes, incluso literalmente: las cunetas son los más importantes reservorios de vida salvaje en una tierra sojuzgada, mientras que el latir de una ciudad está en sus pintadas y su arte urbano. No he encontrado mucho en Granada, señal de que tengo que volver. Conozco bastante mejor Salamanca o Zamora.

Aún así, no dejé de cruzarme con muestras interesantes el poco tiempo que estuve en la ciudad.

Esta es una pequeña selección. Algunas, de las que hablé en la charla, las he incorporado a la presentación:


Patio de la Facultad de Pedagogía.
La incorporaré a mis diapositivas sobre la dualidad de la escuela.

Algunos deberíamos tener más presente esta genial reflexión.


Mucho cerrajero en Granada. 
¿Reminiscencias de la Conquista del pueblo histórico 
con mayor presencia temporal en este solar?

Hermosas palabras en las escaleras de la facultad de Pedagogía. 
Se van desluciendo, pero vendrán otras a darles brillo.

España, desierto y toros, sí señor.

También hay sitio para otras miradas en los bellísimos monumentos 
que enriquecen esta hermosísima ciudad. 
Perdidos entre la estética y el arrobamiento de la mirada, 
le damos poca importancia a la función social del arte.
  


Pues eso.







No hay comentarios:

Publicar un comentario